Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Categorías
Comunicaciones

Cómo crear una campaña publicitaria efectiva a través de la comunicación

Las campañas publicitarias nos hacen consumir lo que vemos, y no me refiero a que salimos corriendo a comprarlo, sino a que lo vemos y queda registrado en nuestra memoria.

De ahí a que cuando alguien te pregunta donde comprar algo, nuestro cerebro nos lleva a ese nombre de la tienda que estaba en una valla en la calle o nos hace recordar el jingle de algún comercial de tv.

Ni hablar de lo que las redes sociales nos presentan cada día, pero todo eso es un conjunto de elementos que comunican, no es solo el texto, son las imágenes, los colores y más. La efectividad de una campaña publicitaria radica en la calidad de la comunicación.

La creación de una campaña publicitaria exitosa no solo se trata de promocionar un producto o servicio, sino de conectarse emocionalmente con la audiencia objetivo.

¿Quieres saber cómo lograrlo? Sigue leyendo estos pasos clave:

  • Conoce a tu audiencia: No me canso de repetir esto, conoce a tu audiencia. Antes de comenzar, es fundamental comprender a quién te diriges. Investiga y analiza el perfil demográfico, los intereses, los hábitos y las necesidades de tu público objetivo. Esto permitirá adaptar el mensaje de manera más efectiva para generar un impacto significativo.
  • Define objetivos claros: Establece metas específicas y medibles para tu campaña. ¿Quieres aumentar las ventas, mejorar el conocimiento de la marca o fomentar la lealtad del cliente? Definir objetivos claros te ayudará a estructurar la estrategia de comunicación.
  • Mensaje claro y convincente: Crea un mensaje que sea claro, conciso y memorable. No es solo destacar los beneficios del producto o servicio y asegurarte de que resuene con las necesidades de tu audiencia, sino también cuenta una historia. La consistencia en el mensaje a lo largo de la campaña es esencial para lograr el reconocimiento de la marca.
  • Emplea canales de comunicación adecuados: Utiliza los canales de comunicación que mejor lleguen a tu audiencia. Ya sea a través de redes sociales, anuncios en línea, televisión, radio o medios impresos, selecciona los canales más efectivos para transmitir tu mensaje. Aunque creas que la radio y la tv no están actualizados, pueden funcionar perfectamente dependiendo de la audiencia a la que te diriges.
  • Creatividad e innovación: La originalidad es clave en el mundo publicitario. Busca ideas creativas e innovadoras que capten la atención de tu audiencia y se destaquen entre la saturación de información publicitaria.
  • Evalúa y ajusta: Realiza un seguimiento de los resultados de tu campaña. Analiza métricas como el alcance, la participación y las conversiones. Esto te permitirá identificar áreas de mejora y ajustar la estrategia para futuras campañas.

Todo dentro de una campaña publicitaria comunica, así que hazlo de la mejor manera posible. Si necesitas ayuda con tus comunicaciones o las de tu marca o empresa, escríbenos y nos ponemos en contacto contigo.

Categorías
Comunicaciones

Consejos para mejorar la comunicación entre colegas en el trabajo

Me encanta trabajar rodeado de personas porque por naturaleza soy una persona relacionable y que le gusta hablar. Pero eso no quiere decir que es fácil comunicarse, especialmente cuando se comparten años de experiencia en un mismo tema.

Una amiga periodista entró a trabajar en un medio y el director, aunque era un comunicador por naturaleza, no había tenido estudios de la carrera. Eso no le restaba nada, el hombre tenía muchísimo conocimiento y años de experiencia en el gremio.

Mi amiga estaba recién graduada, pero era muy buena en lo que hacía y a veces, cuando el director cometía errores, era muy difícil para ella corregirlo.

Para terminar la historia, ella decidió, después de un buen tiempo, sentarse con él y decirle de sus errores. Él editor lo aceptó de la mejor manera posible y con toda la humildad, le pidió que sintiera la confianza de decirle cuando estuviera equivocado. Después de todo, su reputación y la del periódico dependían de ello.

Mi amiga, salió de esa reunión feliz y durante los años que estuvo allí, la dinámica de trabajo de ambos fue maravillosa. Es aquí donde quiero decirte, que no importa los años de experiencia, el conocimiento y el lugar de liderazgo que desempeñes, si tu actitud al aceptar tus errores es la correcta.

Esto fue lo que ella me comentó que necesitó para tener una buena comunicación con su colega:

  • Buena actitud: Ella se acercó a él con la mejor actitud, positiva, calmada, respetuosa para darle la noticia.
  • Humildad: Aunque ella era graduada y tenía su conocimiento, ella supo reconocer que herir los sentimientos de su colega no era su intención, así que fue con humildad a hablarle.
  • Respeto: Eran colegas, sí, pero él también era su editor, así que ella respetó el liderazgo de él y le mostró que lo que él hacía era valioso y por eso debía hacerse de la mejor manera posible.
  • Agradecimiento: La sola oportunidad de estar en ese trabajo para ella era muy importante y le agradeció por la oportunidad de estar ahí y de poder darle la confianza de corregirlo cuando fuere el caso.

No podemos dejar por fuera las habilidades de comunicación -de las que ya hemos hablado antes-, como: una comunicación clara y abierta, escuchar activamente, dar espacio para respuestas y la empatía.

Si has tenido problemas para comunicarte con tus colegas o con los comunicaciones de tu empresa o marca, escríbeme y nos ponemos en contacto contigo para brindarte la ayuda que necesites.

Categorías
Comunicaciones

Los beneficios de la comunicación efectiva en la salud mental y emocional

¿Sabías que una historia puede detonar emociones en nuestra mente y cuerpo? Pues sí, la comunicación está diseñada para crear una respuesta en nosotros a través de nuestros sentidos.

Es tan influyente, que la manera en que nos comunicamos puede afectar la salud emocional de otros. Por ello, es esencial una comunicación efectiva para la salud mental y emocional. Nos permite conectarnos con los demás, expresarnos de manera honesta y respetuosa, y resolver conflictos de manera constructiva.

¿Quieres conocer algunos de sus beneficios? Sigue leyendo…

  • Reduce el estrés y la ansiedad. Cuando podemos comunicarnos de manera efectiva, nos sentimos más comprendidos y apoyados. Esto puede ayudar a reducir el estrés y la ansiedad, que son factores que contribuyen a muchos problemas de salud mental.
  • Mejora la autoestima. Cuando podemos expresarnos de manera asertiva, nos sentimos más seguros y capaces. Esto puede ayudar a mejorar la autoestima, que es importante para el bienestar emocional general.
  • Fortalecimiento de relaciones interpersonales. Una comunicación efectiva fomenta relaciones más saludables y fuertes. Esto es especialmente relevante en el ámbito de las relaciones familiares y personales, donde la comunicación abierta puede resolver conflictos y fortalecer los lazos emocionales.
  • Mejora en la toma de decisiones. La toma de decisiones informada es esencial para la salud mental. La comunicación efectiva proporciona la información necesaria para tomar decisiones informadas y, a su vez, reduce la incertidumbre y la ansiedad que a menudo conlleva la falta de información.
  • Refuerzo de la autoexpresión. La comunicación efectiva brinda a las personas la oportunidad de expresar sus pensamientos, sentimientos y experiencias, lo que puede ser terapéutico y liberador. Esto es particularmente importante en la búsqueda de la autorreflexión y el autoconocimiento.

También, es importante ser conscientes de nuestros propios patrones de comunicación y trabajar para mejorarlos. Por ejemplo, si somos personas que hablan mucho, podemos trabajar en escuchar más activamente. Si somos personas que tienen dificultad para expresar nuestras emociones, podemos trabajar en expresarnos de manera asertiva. La comunicación efectiva es una habilidad que vale la pena desarrollar.

Si necesitas ayuda con tus comunicaciones o las de tu empresa o marca, escríbenos, podemos ayudarte.

Categorías
Comunicaciones

Tips para liderar voluntarios

Te cuento una historia, desde que tengo 15 años he trabajado con equipos de voluntarios, a veces como voluntario y otras veces liderando esos equipos porque me tocó conseguir gente y armarlo.

Honestamente te digo, siempre es un desafío liderar a personas que no están siendo remuneradas económicamente para alcanzar los objetivos, pero no es una tarea imposible.

Aquí te dejo dos tips para que formes y lideres un equipo de voluntarios cohesionados que estén hombro a hombro contigo, y así logren grandes propósitos:

  1. Engánchalos con un propósito que sea trascendental. Porque ellos necesitan saber que eso va a servir para cosas importantes, para impactar a muchas personas. Aquí la comunicación juega un rol determinante. Cuan trascendental es, se trata de la capacidad que tu tienes de decirles: Mira cuan grande es el impacto que esto va a tener.
  2. Engánchalos con un propósito más grande que ellos. Porque necesitan ver que sean muchos los que se necesitan para alcanzar la meta, es decir que, si yo busco un voluntario y solo tengo uno más, no van a pensar que la tarea vale la pena. Mientras más seamos, se verá más grande el peso de nuestra ayuda.También verán la posibilidad de hacer networking, intercambiar habilidades y conocimientos.

Te regalo este dato adicional, los voluntarios dedican su tiempo y esfuerzo de forma desinteresada, por eso es esencial reconocer y agradecer sus contribuciones. El reconocimiento refuerza la motivación y el compromiso de tus voluntarios.

Liderar un equipo de voluntarios es un desafío apasionante que requiere una combinación de habilidades de comunicación, empatía y motivación. Si estás buscando asesoramiento adicional sobre cómo liderar un equipo de voluntarios de manera efectiva o necesitas ayuda en tus esfuerzos de comunicación para tu organización o marca personal, ¡estamos aquí para ayudarte! Escríbenos y trabajemos juntos para lograr grandes propósitos.

Categorías
Comunicaciones

¿Qué quiere tu audiencia? No pierdas su atención

Hace días vi un episodio de un podcast que me gusta, el tema me encantaba, me interesaba. Le doy clic al episodio y suena una cortinilla de presentación larguísima con una canción eterna… yo sentía que me estaba muriendo en la espera.

Esto pasa mucho, más de lo que debería. Por eso, quiero exponerte dos casos para que, si estas en alguno de ellos, puedas saber cómo hacemos para no perder la atención de nuestra audiencia.

La idea es que se queden enganchados con nuestro contenido y por lo menos nos den la oportunidad de decirles lo que les queremos decir.

La jugada crítica está en ponernos en sus zapatos.

Mira estos dos casos

Caso 1. Tienes un podcast.

Pregúntate: ¿Qué quiere la audiencia, qué quiere la persona que te dio clic y te está escuchando?

Consejo: No hagas una cortinilla de presentación tan larga. Lo que quiere tu audiencia quiere saber es de qué va el tema, quién va a hablar, no escuchar la cortinilla.

Caso 2. Tienes un evento.

Pregúntate: ¿Qué quiere la audiencia, a qué van al evento?

Consejo: Una cortinilla para presentar al speaker que dure 1 minuto 30, no es lo que quiere la audiencia. Que el video de presentación o la introducción de este speaker sea tan corta como sea necesario, que diga el nombre, lo que hace ¡y ya! Dejemos pasar a la persona que va a hablar.

No me malinterpretes, las cortinillas son buenas y necesarias en muchos casos, pero no son el protagonista de tu podcast o de tu evento. Recuerda, si dentro de los primeros 3 segundos no captamos a la audiencia, la perdemos.

Si necesitas ayuda para construir mejor el contenido de tu podcast o para tus eventos, escríbenos y nos ponemos en contacto contigo.

Categorías
Comunicaciones

¿Cómo preparar una plática sobre un tema que tu audiencia no domina?

¿Te ha pasado que asistes a una conferencia o a una reunión en tu trabajo y no tienes ni idea de lo que habla el speaker? ¿Te has sentido totalmente perdido? Espero que no solo me haya pasado a mí, y en breve te voy a explicar por qué.

A veces se nos olvida que la comunicación se trata de otros. ¿Cómo ellos van a entender lo que estoy explicando si no los pones en contexto? Muchas veces llegamos asumiendo que las personas saben cosas que nosotros sabemos, pero no debe ser así.

¿Quieres saber cómo preparar tu presentación de manera tal que mantengas a tu audiencia en el bolsillo?

Mira estas 4 razones que debes considerar para que todos te entiendan:

  1. Contexto. Cuando las demás personas no tienen el contexto de tu comunicación, nunca te van a seguir la idea que quieres comunicar. Ellos no saben lo que sucede a tu alrededor. Para ello, tómate unos minutos antes de iniciar el tema y da una breve introducción.
  2. Historia. No se conocen, son personas que tal vez nunca se han visto o hablado. Si es dentro de tu organización, puede que alguien sea nuevo y no sepa mucho de ti o de la misma organización.
  3. Posición. Si estás en una organización, tal vez su posición no le permita conocer ciertas cosas, por lo tanto, no puedes asumir que ya lo sabe.  
  4. Experiencia. Hay personas que conocen más de un tema que otro por su experiencia, no solo en conocimiento sino en vivencias.

Tomando en cuenta estas recomendaciones tu presentación será infalible, todo entenderán y tú saldrás satisfecho de haber hecho bien tu comunicación.

Si necesitas ayuda con tu comunicación o las comunicaciones de tu empresa, si quieres hacer una presentación extraordinaria, escríbenos. ¡Queremos ayudarte!

Categorías
Comunicaciones

¡Comunica con objetivo!

¿Qué es más inútil que tu teléfono sin batería? Pues, la comunicación sin objetivos. Si eres un comunicador o simplemente deseas mejorar tus habilidades de comunicación, entender la importancia de definir objetivos es esencial.

En este espacio, exploraremos cómo la comunicación con objetivos puede marcar la diferencia y brindarte resultados más efectivos.

Te regalo estos tips:

  • Define tu Propósito: ¿Qué Quieres Lograr? Antes de iniciar cualquier conversación, redacción, o presentación, pregúntate: ¿Qué es lo que quieres lograr al final de esta comunicación? Definir tu objetivo es el primer paso para una comunicación efectiva. Sin un propósito claro, tus palabras carecerán de dirección y significado.
  • Conoce a tu Audiencia: ¿A Quién te Diriges? Tu audiencia es un componente crucial en la ecuación de la comunicación. ¿Quiénes son las personas a las que te diriges? ¿Cuáles son sus necesidades, intereses y preocupaciones? Adaptar tu mensaje según tu audiencia te permitirá conectar de manera más efectiva.
  • Elige el Canal Adecuado. La elección del canal de comunicación es fundamental. No es lo mismo comunicar a través de redes sociales que mediante una valla publicitaria, un flyer o un correo electrónico. Cada canal tiene sus propias características y audiencia, así que selecciona el que mejor se adapte a tu objetivo y a tu público.
  • El Arte de la Comunicación: Cómo Decirlo. Además de responder a las preguntas «qué» y «a quién», debes considerar el «cómo». ¿Qué tono usarás? ¿Qué estilo implementarás? La claridad y la concisión son vitales en cualquier comunicación. Evita la ambigüedad y utiliza ejemplos y anécdotas para hacer tu mensaje más accesible y memorable.
  • La Práctica Hace al Maestro. Una vez que hayas definido tus objetivos, conozcas a tu audiencia, elijas el canal y establezcas un estilo de comunicación efectivo, es hora de practicar. Escribe, habla, observa las respuestas y, si es necesario, ajusta tu enfoque. La práctica constante te ayudará a perfeccionar tus habilidades de comunicación y más porque es con un objetivo.

Deja de comunicar sin rumbo y comienza a definir tus objetivos, así ¡tu comunicación nunca volverá a ser inútil!

Categorías
Comunicaciones

Los desafíos de la comunicación en un mundo digital

Ya no podemos hablar de la era digital con sensacionalismo, ya es más normal manejarse digitalmente que en físico. Básicamente todo está en Internet, se hacen pagos electrónicos y se trabaja con personas que pueden estar del otro lado del mundo.

Esto nos facilita muchas cosas, nos conecta instantáneamente y ha abierto un mundo de posibilidades para la comunicación, pero aún hay desafíos.

¿Quieres conocerlos? Sigue leyendo:

  • Sobrecarga de información. Esa avalancha constante de información, a veces no sabemos cómo manejarla. En un mundo en el que cada minuto se crean gigabytes de datos, la capacidad de discernir información relevante de la no relevante se ha vuelto crítica. La sobrecarga de información puede dificultar la toma de decisiones informadas y la comunicación efectiva.
  • Fragmentación de audiencia. La digitalización ha llevado a la fragmentación de la audiencia en múltiples plataformas y canales. Las empresas y los comunicadores ahora deben adaptar su mensaje a diferentes grupos demográficos y plataformas, lo que requiere una estrategia de comunicación más diversificada y precisa.
  • Rápida evolución tecnológica. La tecnología avanza a una velocidad vertiginosa, lo que significa que las estrategias de comunicación deben adaptarse constantemente. Desde las redes sociales hasta las nuevas herramientas de mensajería y la inteligencia artificial, estar al día con las tendencias tecnológicas es esencial para mantenerse a flote y siendo relevante.
  • Desafíos de privacidad y seguridad. La seguridad de los datos y la privacidad son preocupaciones críticas en la comunicación digital. Las filtraciones de datos y los ciberataques pueden dañar la reputación y la confianza de una organización. Garantizar la seguridad y la privacidad de la información es esencial.
  • Interpretación de emociones. La comunicación digital carece de señales no verbales, lo que hace que interpretar las emociones de los demás sea un desafío. A menudo, se producen malentendidos debido a la falta de tono de voz o lenguaje corporal. Es importante ser claro y considerado en la comunicación escrita.

Debemos ir evolucionando y adaptándonos a los cambios en la comunicación. Poder comunicarnos efectivamente en este entorno dinámico es un activo invaluable tanto en el ámbito personal como profesional.

Y tú, ¿has tenido alguno de estos desafíos? Si necesitas ayuda con tus comunicaciones o las de tu empresa, escríbeme.

Categorías
Comunicaciones

¿Conoces la Comunicación No Violenta?

Cuando escuché el término Comunicación No Violenta (CNV) por primera vez -hace ya algunos años-, no pude evitar ver en mi mente personas hablando pausadamente, casi como hablando el idioma cetáceo que decía Dory en “Buscando a Nemo”. Reconozco que es algo tonto, pero no sabía a que se refería.

Me puse a investigar y encontré que la Comunicación No Violenta (CNV) es un enfoque desarrollado por el psicólogo Marshall Rosenberg en la década de 1960 que busca promover la empatía, la comprensión y la resolución constructiva de conflictos a través de la comunicación.

La CNV se basa en que la forma en que nos comunicamos puede influir en cómo se desarrollan los conflictos y en cómo las personas se relacionan entre sí. ¿Qué piensas de esto? Te amplío para que crees tu propia opinión.

La CNV se centra en cuatro componentes principales:

  • Observación: Describe de manera objetiva y concreta lo que estamos observando, evitando juicios, interpretaciones o evaluaciones. Esta etapa ayuda a establecer una base sólida y común de lo que está ocurriendo.
  • Sentimientos: Expresar los sentimientos que surgen en relación con la observación. Es importante diferenciar entre expresar sentimientos y realizar juicios o críticas. Reconocer y verbalizar emociones ayuda a crear empatía y comprensión mutua.
  • Necesidades: Identificar las necesidades subyacentes que están influyendo en los sentimientos y en la situación en general. Las necesidades son universales y pueden incluir aspectos como seguridad, respeto, pertenencia, autonomía, entre otros.
  • Petición: Hacer peticiones claras y concretas que estén alineadas con las necesidades y que busquen soluciones mutuamente satisfactorias. Las peticiones deben ser específicas y realizables para facilitar la colaboración en la resolución del conflicto.

La realidad es que la Comunicación No Violenta solo busca crear un ambiente de respeto mutuo, empatía y escucha activa. Si nos entendemos mejor, entonces colaboraremos en buscar soluciones que satisfagan las necesidades de todos.

También, si reconoces tus emociones y las de los demás, tu comunicación puede ser mas efectiva y también a resolver problemas constructivamente.

¿Piensas que este enfoque de la comunicación se practica hoy en día? ¿Lo haces tú con tus colaboradores, en tu empresa?

Si necesitas ayuda con tu comunicación o la de tu empresa, escríbenos y agendemos una cita.

Categorías
Comunicaciones

¿Cometes estos errores en tu comunicación oral?

Bajo la premisa de que TODO COMUNICA, es fácil cometer algunos errores, inclusive si no estamos diciendo nada. Se nos enreda la lengua, usamos muletillas, damos vueltas y vueltas y perdemos el hilo de lo que estamos hablando… esos son solo algunos ejemplos de lo que nos puede pasar al comunicar.

Tengo un amigo que es muy bueno hablando, tiene buen tono de voz, es simpático, dinámico, tiene la capacidad de llamar tu atención y de meterte de lleno en su discurso, pero lucha constantemente con mantener claridad en su mensaje.

Es experto en comenzar con una buena introducción, sigue con el desarrollo de su mensaje, pero durante este desarrollo le suceden varias cosas:

  • Repite la misma idea una y otra vez
  • Habla hacia adelante y hacia atrás
  • Te mete en un escenario para luego sacarte abruptamente porque no era ese el que quería hacerte visualizar
  • Te habla de muchas cosas en el proceso, relacionadas o no, con el tema
  • Finalmente, regresa al principio, retoma su idea y comienza con el desenlace de su tema

¿Te cansaste?, a veces a mí me ha pasado porque espero desesperadamente que su comunicación tenga claridad y un hilo conductor.

No sé si solo me pasa a mí porque soy un amante de la comunicación, pero en todo caso, te dejo algunos consejos para que evites cometer errores en tu comunicación oral:

  • Mantén un hilo conductor: como ya sabemos, la comunicación tiene una introducción, un desarrollo y un desenlace. Puedes hacer un bosquejo de tu presentación, procura dejarle algo práctico a las personas para que ejecuten y alguna palabra o idea que les permita recordar tu mensaje después de que termines.
  • Que tus ideas sean claras: no busques palabras rebuscadas, expresa tus ideas con la mayor claridad posible, las frases cortas y sin adornos son más fáciles de decir y de recordar.
  • Cuida las muletillas: todos tenemos alguna muletilla -o más-, trata de eliminarlas al máximo practicando frente al espejo o que algún amigo o colega, un miembro de tu equipo te escuche para decirte si las estas usando o para hacerte consciente de que las estas usando y con cuanta frecuencia. Eliminar las muletillas hará que te comuniques sin confundir a los demás.
  • Usa ejemplos: las historias o ejemplos ayudan a las personas a entender mejor el mensaje y a relacionarse con él. Eso sí, usa ejemplos claros.

Una vez que le hice ver a mi amigo que su comunicación era un poco dispersa, comenzó a practicar para cambiarlo. Hoy es un gran orador y conferencista. Tú también puedes serlo.

Si necesitas ayuda con las comunicaciones de tu marca o empresa, escríbeme.